Tengo una soledad
tan concurrida
tan llena de nostalgias
y de rostros de vos
de adioses hace tiempo
y besos bienvenidos
de primeras de cambio
y de último vagón.

Tengo una soledad
tan concurrida
que puedo organizarla
como una procesión
por colores
tamaños
y promesas
por época
por tacto
y por sabor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like

LIMPIEZA INTERNA

Requería con urgencia hacer una limpieza profunda en mí: tirar algunos pensamientos…

Rie cuando puedas llora cuando lo necesites – Chojin

Feliz domingo disfruten el video y tomen en cuenta la letra hasta…

sanar el pasado………

El dolor que no se desahoga con lágrimas puede hacer que sean otros órganos los que lloren. Francis J. Braceland

Cambiar yo para que cambie el mundo

El sufí Bayazid dice acerca de sí mismo: «De joven yo era…