El dragon

Espero les guste aunque se escucha mejor de lo que se ve aqui les dejo a el dragón de Rodrigo Solis:

Ahí tienen que una vez llego un dragón a alguna parte y apenas puso garras en el suelo, empezó a devorar a la gente que se escondió, luchó, se organizó, resistió pero no pudo hacer nada y el dragón se los comió .esto tenia sin cuidado al gordo monarca que vivía en su palacio rodeado de jardines y cortesanas bellas que bailaban levantando los labios, secretarios, sectarios, colgaditos de sus hilos, armados con informes que rebelan que el dragón selectivo , asesina una población económicamente inactiva, «no aparece en la cuenta no hay pedo rey», pero cuando al dragón le dio por dormirse en una mina de uranio le apesto el apetito al rey gordo maldito, «no me toques el tesoro, no se juega con dinero . ¡Guerreros!»

Y allá fueron helicópteros, aviones, soldados blindados de brillante armadura ala guarida del dragón con la estrategia de la media luna » ríndete dragón, te tenemos rodeado»,.- No hay nada peor que un Dragón ENOJADO. humo , polvo, fuego, !por la patria compañero ! franco tirador preparado , granada ¡ RETIRADAA!! Retirada repito este dragón es mas carbón que bonito. Y el dragón se los comió.!!Es una maldición !!, dijo el rey manoteando en la mesa y derramando el café, » que vayan allá nuestros hombres de fe» y allá van…. monjas , obispos, sacerdotes, comisión de contactos, dos diputados, fanáticos , varios.. Pero antes de que pudieran iniciar las negociaciones, antes de que dieran inicio las oraciones, el dragón saltó de su agujero «huyy que FEO !! – No hay nada peor que un dragón : ATEO.» «va de retro, va de retro padre nuestro», y el dragón se los comió. «es tiempo que usemos la fuerza de la razón» dijo el rey chupándose los labios, » ¡a mi todos los sabios!» y allá van… sistema nacional de investigadores, médicos, brujos , profesores , poetas a desquitar las becas !quedo de lado la lucha contra el sida, » hoy la patria necesita un aerosol Dragonicida.Los viejitos amables , fabricaron la poción , resulto ser inflamable, crujientes , doraditos, el dragón se los comió. ¡ Que vamos a hacer!, pensaba el rey en su jardín de geranios , nimodo que renuncie a la mina de uranio, » uno debe pensar en su vejez» en nombre de la patria y sus deberes, el rey convoca a las mujeres! » compañeras en nombre de la unión nacional de cada pueblo y aldea, saldrán las mas pobres , las mas feas…a saciar el apetito del dragón ! «»Ah chinga.. Chinga.. Y tu helado de limón? «las señoras se rascaron la cabeza,» a ver a ver, eres dueño de la historia, del reloj, del calendario, la mina es tuya, son tuyos los tratados, las proclamas, los soldados, las fronteras por lo tanto declaramos, también es tuyo el problema… «»!traicioneras¡» grito el rey, pero ya no había soldados, ni hombres de fe ni sabios que lo protegieran , así que fue fácil para las señoras echar al rey a una carreta, y llevarlo hasta la guarida del dragón quien sudó, pujó, bufó como si sospechara que se le acercaba a la panza un bocado «fino», y aquí va una ultima pista.. – No hay nada peor que un dragón feminista.. Ante la mirada regocijada de las mujeres el dragón se lo comióy entonces. Fue tanto el veneno que se murió.

Rodrigo Solís. El dragón.

Seguir leyendo

Actitud de busqueda

Cuando en tu vida concluye una etapa, cuando una cima logras conquistar, cuando obtenemos al fin lo que deseábamos alcanzar, cuando después de la euforia natural al deleitarnos con la victoria de un sueño convertido en realidad nos enfrentamos a un espacio vacío y nuestro espíritu busca con ansia realizar una nueva conquista, es cuando encontramos el tesoro que cada día podemos acrecentar y en la dimensión de nuestra búsqueda estará nuestra grandeza. Buscar es un camino que nos lleva a la sorpresa diaria de algo diferente, así en cada amanecer debemos proponernos algo nuevo descubrir, con esta actitud jamás el aburrimiento nos alcanzará y mantendremos entonces nuestra capacidad de asombro, pues a cada instante de nuestra vida existirán dimensiones distintas por conocer, áreas no descubiertas en la ciencia o en la técnica, rasgos desconocidos en los seres vivos y en nosotros mismos.

Tu búsqueda será el pasaporte para vivir sin hastío, en un crecimiento continuo, sin más límites que los que tú quieras imponerte, en un camino sin final, un sendero de luz que jamás dejará en la oscuridad tu espíritu.

Conserva por siempre esa chispa para que ilumine por siempre tu ser, nunca ceses de buscar y siempre podrás encontrar. En ti mismo existe la grandeza infinita de Dios, en esa búsqueda la encontrarás y una vez conociéndolo, tus fronteras se convertirán en inmensidad no conocida del Creador.

Miguel Ángel Cornejo

Seguir leyendo

Los tres hermanos

Tres hermanos se internaban todas las mañanas en el bosque a cortar leña. Cada día se turnaban para que uno de ellos se quedara en la cabaña y preparara la comida.

Un día, mientras el hermano mayor estaba solo en la cabaña, apareció un enano y le preguntói si podía comerse los restos del desayuno. El muchacho dijo que sí y el enano empezó a comer. De pronto dejó caer el pan y le pidió al joven que lo recogiera. Cuando este se inclinó, el enano lo golpeó con un palo en la cabeza.

A la mañana siguiente, el segundo hermano se quedó solo en la cabaña, y el enano volvió a aparecer. Le preguntó si podía comer los restos del desayuno y dejó caer el pan. Pidió al muchacho que lo levantara y, cuando este se agachó, lo golpeó con un palo.

Al otro día se quedó en la cabaña el hermano menor. El enano le preguntó si podía comer los restos del desayuno, y el joven le contestó: "Sí, sobre la mesa hay pan. Sírvete". Cuando el enano dejó caer el pan y le pidió al joven que lo recogiera, este le respondió: "Si no puedes arreglártelas con tu propio pan, no sobrevivirás. Recógelo tú". El enano le dio las gracias y le preguntó si le gustaría saber dónde encontrar a la princesa y el tesoro.

Concedamos a los demás la responsabilidad por sus propios problemas, para que aprendan a cuidar de su pan y de sí mismos.

El doctor Siegel es uno de los conferencistas más reconocidos de Estado Unidos. Su trabajo como oncólogo lo ha llevado a enseñarle a sus pacientes y a las familias que cada uno debe ser responsable de sí mismo: de su cuerpo, de su enfermedad, de su curación -en lo físico- y de su sanación -en lo espiritual.

* Cuento atribuido al poeta Robert Vil.

Seguir leyendo